SE VENDE

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

TIMIDOS ABSTENERSE

 

¿La otra cara de la moneda?: para ligar… resultado garantizado. El Camaro es un

coche espectacular. Al verlo las paseantes se detienen, los conductores olvidan lo

que tienen entre manos, los chiquillos gritan con asombro y, todos, se preguntan

que competición pasa por allí. Es la revolución: llega, sorprende… y ya se ha ido.

 

En USA el Camaro es un “pony car”, o sea un automóvil de dimensiones medianas (para

lo que allí se estila) y con una personalidad... deportiva. Ford, con el Mustang, inventó el

concepto, pero pronto se apuntaron Pontiac (con el Firebird) y Chevrolet (con el Camaro).

Todos tuvieron tanto éxito que, durante décadas, nadie osó suprimirlos ni, mucho menos,

reemplazarlos. El Camaro, por ejemplo, empezó a fabricarse en 1967 y desde entonces

ha sobrevivido a 4 generaciones hasta darse un respiro… en el 2002. Pero, para el 2009,

amenaza con regresar, reclamado por sus admiradores.

Las generaciones mas interesantes son, como casi siempre, las primeras. La Serie 1 es la

mas cercana al concepto original (y a los gustos estadounidenses) tanto en estética como

en comportamiento y potencia. En cambio, la S2 es mas equilibrada, y cuenta con una no

menos espectacular carrocería, pero que se sale de los cánones habituales en los coches

americanos de la época. Se fabrico desde 1970 a 1981, con motores que van desde un 6

cilindros 4,2 l de 100 cv hasta un V8 de 5,7 l. y 247 cv. Porque, como era entonces normal

en la industria americana (y ahora incluso... en la europea) el Camaro es un automóvil de

serie “a la carta” con 5 posibles motores, mas de 80 opciones y 40 accesorios disponibles.

Pero también se ofrecían “packs” : S, L , RS y la cumbre de la gama, el famosísimo “pack”

Z 28 que solo podía encargarse con el motor mas potente.

 

CARACTERISTICAS

El Chevrolet Camaro Z 28 es uno de los mejores coches americanos de todos los tiempos. 

En efecto, a partir del modelo de base GM ofrece con el la versión mas interesante no solo

por su gran motor sino también por su evolución a nivel de chasis: barras estabilizadoras

delantera y trasera, suspensión reforzada, neumáticos mas anchos y, algo sorprendente

entonces en un coche de serie, apéndices aerodinámicos. Un espolier delantero, bajo el

radiador,  y un gran alerón detrás, sobre el cofre. Las dimensiones de la carrocería son

contenidas… para un coche americano: 4,79 m de largo por 1,89 m de anchura. Pero el

gran diámetro de giro, 12,50 m, hace del Camaro un coche poco manejable en ciudad y

nos obliga, en la practica, a recurrir al Parking.

El motor es un V8 de 5733 cc, alimentado por un carburador Rochester de cuatro cuerpos

y dotado de doble escape. Resultado: 247 cv netos (que valen, como mínimo, lo que unos

DIN) y un par fenomenal de 38,7 mkg a 4000 rpm. Tres cajas de cambios podían elegirse:

dos manuales de cuatro velocidades (una de ellas de relaciones mas cerradas) y un gran

cambio automático (Turbo Hydramatic) con tres velocidades y convertidor de par, que es

para este coche la opción mas aconsejable. Además, podían montarse dos relaciones de

puente, corta (3,73) y larga (3,42), siendo preferible esta ultima para un uso prioritario en

autopista, o si queremos bajar el consumo que puede rondar fácilmente los 35 l a los 100

km y raramente bajara de los 20. ¡Impresionante!.

 

AL VOLANTE

El cuadro de mandos es muy completo y solo falta un indicador de presión de aceite. Los

asientos son cómodos, ni demasiado duros ni demasiado blandos y sujetan el cuerpo en

las curvas mejor que la mayoría de los coches americanos. La habitabilidad trasera es la

de un 2+2 amplio, valida para una emergencia pero no para mas de 100 km y el maletero

tiene una capacidad suficiente gracias a que la rueda de repuesto va desinflada y plegada

para ocupar el menor espacio (una bomba te facilita su inflado instantáneo). En cuanto al

acabado es aceptable, aunque algunos le reprocharan su aspecto americano. Cuestión de

gustos (de mal gusto, dirían también) pero si vivieran un tiempo en USA, se darían cuenta

de que ese estilo “yankee”... tiene su encanto. 

5, 4, 3,… Arrancamos. Sálvese quien pueda, despejen las calles, mujeres y niños primero,

que viene el bólido. ¡Que mala bestia!. Basta con acariciar un poco el acelerador para que,

ronroneando, el Camaro deje atrás a nuestros colegas de semáforo. Y si nos provocan, si

aplastamos el pedal sin delicadeza, lo devorará todo, asfalto, caucho, gasolina, Mercedes,

BMW, sin cambiar, una mano en el volante y la otra…. para el cigarrillo. La maniobra del

kick-down se efectúa fácilmente y con dulzura y el escalonamiento del cambio da 68 km/h

en 1ª, 118 km/h en 2º y en 3ª podemos bajar hasta los 30 km/h sin ningún problema. ¿Las

cifras? 0 a 100 km/h en 8”2, el kilómetro con salida parada en 27”8, y la velocidad máxima

(180 km/h) en solo 1 segundo mas. La aguja del cuentavueltas marca entonces 5600 rpm

pero en autovia esta velocidad se mantiene a punta de gas, pese al puente corto de origen

USA, donde solo las aceleraciones cuentan.

Y en carretera, olvidemos los prejuicios (“un americano es pesado, balancea demasiado,

no tiene estabilidad,...”). El Z 28 nos romperá todos los esquemas. Su eje rígido, muy bien

guiado y con neumáticos anchos, le permite tomar las curvas a velocidades francamente

elevadas. En grandes curvas, su comportamiento es incluso de una rara eficacia y podría

servir de ejemplo para bastantes deportivos europeos contemporáneos, y su estabilidad a

gran velocidad es excelente, gracias a los apéndices aerodinámicos. En la mayoría de los

automóviles americanos de la época afrontamos los 180 km/h con crispación. En un Z 28,

a esa velocidad, circulamos relajados porque el coche mantiene impecable la trayectoria,

como si se moviera sobre raíles. Una delicia.

En carreteras con curvas, al limite, el comportamiento es generalmente neutro, aunque el

menor aporte de potencia lo transforma en sobrevirador. Pero, incluso provocándolas, las

derrapadas son leales y controlables para quien conozca la música. Y sobre mal firme el

Z 28 no pierde sus cualidades, aunque nuestro entusiasmo por su comportamiento es un

poco menor. La dirección es ligera, directa, precisa, y el servo es potente pero no anula la

sensación de contacto con la carretera. La suspensión es seca, pero tolerable, y los frenos

eficaces. Naturalmente, si usamos el Z 28 en las carreteras de montaña como si fuera una

berlinetta, el fading no tardará en aparecer, pero... ¿a que almirante se le ocurriría usar su

portaviones para practicar el esquí acuático?.

 

COMPRAR UNO
A pesar de su gran producción, el Camaro es un coche muy cotizado. Los ejemplares de

la primera serie son los mas deseados por los americanos y los mas caros: 25.000 € por

un coupe, 40.000 por un cabriolet y 55.000 € por un Z 28. La serie 2, mas cercana a los

gustos europeos tanto en estética como en comportamiento, se encuentra en cambio por

precios mucho mas razonables que van desde los 15.000 € por un coupe a los 25.000 €

por un Z 28 (la versión cabrio no llego a fabricarse). Y la serie 3 se mueve todavía en el

mercado de segunda mano, cotizando entre 5.000 y 15.000 €.

En cuanto al mantenimiento, es fácil, y la base bastante sólida. Otro asunto es el consumo

que se mueve entre los ¡25 y 30 litros! a los 100 km. En la América de entonces, cuando la

gasolina casi la regalaban, no importaba mucho. Hoy, importa.

 

CONCLUSION
Si para usted llenar el deposito equivale a comprar un paquete de cigarrillos, si le

apetece dejar clavados a todos en los semáforos, si la potencia le interesa tanto

como la belleza, si cree que un Porsche es demasiado serio, un Jaguar demasiado

clásico, un Alpine demasiado pequeño, ¡bravo!, esta usted maduro para el tío Sam,

esta usted maduro para... el Camaro.

 

PRODUCCION
CAMARO S1 (1967-1969) :    699.138 ej.

CAMARO S2 (1970-1981) : 1.936.869 ej.

CAMARO S3 (1982-1992) : 1.529.917 ej.
TOTAL :                                4.165.924 ej.

 

Texto: JR                                                                   VIDEO  >

 

VIDEOS RECOMENDADOS

 

ANUNCIE AQUI SU COCHE GRATIS

(SOLO SIMILARES AL DE LA FICHA)

PARA + INFORMACION PULSE AQUÍ

 

LIBROS RECOMENDADOS

Cuadro de texto:  

     
PCuadro de texto:  PUBLICIDAD
Cuadro de texto:  

     
PCuadro de texto:  PUBLICIDAD

 

BIEN

Línea espectacular

Excelentes aceleraciones

Cambio automático perfecto

Comportamiento sano

Silencio ejemplar

 

MAL

Velocidad máxima escasa

Habitabilidad... también

Suspensión seca

¡Consumo!

 

© www.clasicosydeportivos.es 

 

CHEVROLET

CAMARO
(1967 - 2002)

 

CHEVROLET CAMARO Z 28 S2

MOTOR

Tipo: V8 a 90º Longitudinal delantero

Cilindrada: 5733 cm3

Potencia: 247 cv a 5200 rpm

Par: 38,7 mkg a 4000 rpm

Transmisión: Trasera A 3 velocidades

CHASIS

Dirección: Recirculación de bolas

Suspensión D/T: Independiente/Eje rígido

Frenos D/T: Disco/Tambor

Neumáticos D/T: 215/70 15

DIMENSIONES

Largo-Ancho-Alto: 4,78-1,89-1,25 m

Peso: 1685 kg

Peso/Potencia: 6,82 kg/cv

PRESTACIONES

Velocidad máxima: 180 km/h

0-1000 m: 27”8

PRECIO

25.000   (01/12/2008)

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

El interior, bien equipado y acabado, es bastante sobrio para lo que se estila de ese lado del charco. Mejor así.

 

 

 

 

 

 

 

Propaganda de la época, con distintas versiones del Camaro (serie 2). El mejor, sin duda, el Z 28. Gran coche.

 

 

 

 

 

 

 

Vista lateral, sobria, y trasera, bastante espectacular. El alerón contribuye  a la estabilidad a gran velocidad: 180 km/h.

 

 

 

 

 

 

 

La serie 1 se fabrico en versiones coupe y cabrio, espectaculares ambas. La 2, en cambio, solo se hizo en coupe.

 

 

 

 

 

 

 

 

Tímidos abstenerse... o no, porque para ligar, resultado garantizado. Lo difícil luego será escoger entre tanta belleza.

 

 

 

 

 

 

 

Bajo el capot… 247 cv que prometen (y cumplen) espectaculares cabalgadas. Y sin preocupaciones (motor sólido).

 

 

 

 

 

 

Cuadro de texto:  
P

 

 

 PUBLICIDAD

 

CLASICOS y
DEPORTIVOSCuadro de texto:                 INICIO                      PRUEBAS                     REPORTAJES                      ENLACES                       CONTACTO                         
Cuadro de texto:                 INICIO                      PRUEBAS                     REPORTAJES                      ENLACES                       CONTACTO

     

 

                ?

 

Cuadro de texto:  

     
Cuadro de texto:  

     
Cuadro de texto: